CRÍTICA: CUERNOS DE CHIVO – LA PANDEMIA

 

CUERNOS DE CHIVO

(La Pandemia)

8/10

 

 

 

No he seguido muy de cerca la trayectoria de Cuernos de Chivo, pero era consciente de su maestría metiendo caña. Una vez sufrido el aplastamiento de cráneo de este “La Pandemia”, cuarto trabajo de la banda toledana, puedo ratificar que así es. Se puede haber practicado deathcore para aburrir en los últimos años, pero no todo el mundo puede presumir del nivel que se plasma en este redondo con 11 temas de metal extremo y contundente ejecutado a las mil maravillas.

No tendrás tiempo de recuperarte del golpe de cada uno de sus directos a lo largo de todo un trayecto por la rabia y la agresividad más obscena, como la que abre tras la peliculera intro “Sock Slam” un “BDSM” que es una invitación a la perversión de tu alma a través de tus oídos, enlazando perfectamente con un sonido pérfido, que te arranca las entrañas para dar paso a otro tema tan plagado de cambios de ritmo como “Inconfesable”.

Sus letras son un punto a favor en la obra traten de lo que traten, resultando que en todo este odio hay una sensibilidad como para denunciar la compra y venta de vidas en “El Precio De Mi Raza”, donde se defiende a ultranza el valor de los animales como seres sintientes. Que el mundo está en un tris de irse a la mierda está más que claro, para lo cual el homónimo “La Pandemia” puede ser la banda sonora ideal. Y pocos temas más identificativos para su demoledor estilo que “Esto Te Va A Doler”.

Hay un razonamiento crítico e inteligente en “Págalo O Muere”. El negocio no debería anteponerse a la salud, pero así es la crueldad de un mundo perfectamente reflejada en la música despiadada de Cuernos De Chivo. Una música que también les sirve para proclamar un desgarrador grito de libertad en “Camino Libre”, donde el juego de guitarras refleja precisamente esa libertad que no les encorseta en una sola forma de facturar caña. Hay variedad dentro del frenético ritmo propuesto por la banda. El siguiente “La Caída” es pura demolición, dando paso a un sentido “La Estrella Marcada”, en el que se acuerdan de esas mujeres que hacen la calle y que para muy poquitas cosas se les tiene en cuenta en esta sociedad. Ni siquiera para reivindicar su dignidad. Por eso me parece un tema tan especial en la obra. Aunque por otro lado no se queda corto el homenaje a Los Julianes con el final “Atake Julianes”, con la colaboración de Korpa (Safe). Una fiesta a su manera para certificar una obra de crudo metal extremo de auténtica categoría.

ANTONIO REFOYO (antonio@lamiradanegra.es)

INFORMACIÓN ADICIONAL:

Sello: Rock CD Records

www.facebook.com/cuernosdechivooficial