CRÓNICA: OMEN + EVIL SEEDS

OMEN

 

OMEN + EVIL SEEDS

Lunes 30 de mayo de 2022 – Sala Groove – Portugalete, Bizkaia

 

 

Pese a encontrarnos en un recinto cerrado y que fuera un jodido lunes, la sensación que uno tenía al encadenar la actuación de Praying Mantis del día anterior con la de hoy de Omen era la de estar ante un extracto de algún festival al aire libre donde se dan citas alguna viejas leyendas acompañando a grandes nombres de un gran cartel. Solo que la sala Groove nos daría la posibilidad de ver a estas bandas a un palmo de nuestras narices sin perder detalle, con un gran sonido y con verdaderos seguidores del grupo que siempre crean mucho mejor ambiente que cuando simplemente acuden una mayoría de curiosos.

EVIL SEEDS
EVIL SEEDS

Para acompañar a Omen pocas bandas más indicadas que Evil Seeds abriendo la velada. Y es que de puro metal estamos hablando, sin edulcorantes, y en ese ámbito los vizcaínos son de los que te lo ofrecen en bruto. La banda sigue presentando “Theory Of Fear”, disco que les está abriendo muchas puertas y haciendo llegar a más público. Y ha ello suman también actuaciones como la que vimos hace pocos días en el Galia Metal Fest en Gasteiz y esta que pudimos disfrutar esta noche.

EVIL SEEDS
EVIL SEEDS

La banda sonó como un cañón, dando evidentemente mucha cabida a los temas de su última obra, arrancando con “King Of The Ring” y “To Hell With It All”, para dejar un pequeño hueco para su EP “From The Abyss” con “Worst Plague Must Die”.

EVIL SEEDS
EVIL SEEDS

Para presentar el homónimo tema de su nueva obra Roma nos diría que seríamos libres al conocer la Teoría del Miedo. Ese con el que nos dominan. Pues para combatirlo nada mejor que imbuirnos del sonido poderoso de Evil Seeds, con Roma una vez más demostrando que es un vocalista sobrado en diferente registros. Y es que aparte de esos agudos que tanto resaltan sabe jugar con tonos más graves e incluso algunos guiños más extremos.

EVIL SEEDS
EVIL SEEDS

Tras “Inside The Viperr´s Nest” la banda llegaría al siempre aplastante “Against All Gods”, que suelen partir en la mitad para escuchar al púbico. Esta vez lo harían de manera bastante más reducida que lo que vimos en el Galia ante la premura de tiempo. Y es que con otro rotundo tema como “Stronger” tuvieron que decir adiós, sin tiempo para terminar de aplastarnos con “Brutalizer”, que se tuvo que quedar fuera del repertorio. Ya habían demostrado de manera sobrada su nivel como contundente banda de heavy metal una vez más.

EVIL SEEDS
EVIL SEEDS

También supieron aprovechar el tiempo Omen. Una banda recordada fundamentalmente por sus trabajos de los 80, a los que dedicó el repertorio íntegro del concierto sin irse por las ramas. Discos como “The Curse” de 1986 y sobre todo “Warning Of Danger” de 1985 y “Battle Cry” de 1984 fueron repasados ampliamente para regocijo de los clásicos seguidores de la banda.

OMEN
OMEN

Para hacer honor a la verdad también tenemos que decir que la guitarra de Kenny Powell no sonó bien en todo el concierto. No es que sea un virtuoso pero es una maquina incansable de sacar riffs adrenalínicos. Y es el miembro fundador y valedor de Omen. El caso es que antes de arrancar ya tuvo problemas con un cable que tuvo que ser sustituido. Y no sé si eso repercutió en que aquello no acabara de fluir. Porque además en una sala que te permite distinguir perfectamente cada instrumento hay cosas que no se pueden disimular

OMEN
OMEN

Tampoco pareció importarle demasiado a los seguidores que desde el inicio vieron cómo pasaban sobre ellos un clásico tas otro. Arrancando ya sin piedad con “Termination”, pudiendo comprobar que al líder de la formación se unen tres solventes músicos. Un cuarteto de pura esencia power metalera añeja. Un gustazo para el más purista.

OMEN
OMEN

 La banda no ofrecería tregua en una actuación en la que apenas mediaron palabras para seguir viajando en el tiempo hasta los años 80 con “Dragon´s Breath”, “Ruby Eyes” y un “The Axeman” que fue el culmen del explosivo inicio de la descarga.

OMEN
OMEN

Con “Theeth Of The Hydra” avanzarían hasta su trabajo de 1986, del que también caería el homónimo “The Curse”, precedido de un clásico más como “Last Rites”. Hubiera estado bien que se tomaran la licencia para tocar algún tema más reciente. Y aquí tenían previsto en el repertorio “Evil Seductres” de su EP de 2018 “Alive”, pero se lo saltaron. Parece que no querían que la magia de la nostalgia se rompiera. En cualquier caso es un tema que rezuma pura esencia primigenia del grupo.

OMEN
OMEN

Además, “Warning Of Danger” marcó un punto de inflexión para encarar la cuesta abajo de la actuación. El público cantaba el estribillo, algo que percibió el vocalista que de ahí en adelante se apoyaría más en la concurrencia en temas como “Into The Arena”, “Red Horizon” y sobre todo en  un “Don´t Fear The Night” que fue recibido con un clamor tras el recuerdo para el fallecido vocalista original de la banda J.D. Kimball.

OMEN
OMEN

Nos tomamos un respiro con el anecdótico solo de guitara que abrió “Death Rider”, encarando la recta final con el himno “Battle Cry”, que parecía llevarnos al final de la descarga, finalmente reservado, como no podía ser de otra manera, para otro viejo tema como “Be My Wench”.

OMEN
OMEN

Con ello completaron una intensa actuación que dejó saciados a los presentes de puro heavy metal de auténtica marca ochentera y escuela americana. Se podrán fraguar actuaciones más redondas que esta, pero si lo que buscas es autenticidad en el sonido más puro del heavy metal no hay nada como ir a las raíces.

ANTONIO REFOYO (antonio@lamiradanegra.es)