CRÍTICA: TURBOFUCKERS – TOXIC GLAM

 

TURBOFUCKERS

(Toxic Glam)

7´5/10

 

 

 

Cómo les gusta a estos chicos mezclar elementos contrapuestos. La suciedad del punk con la elegancia del hard rock, los aguijonazos de unos temas directos con la sensibilidad de un corazón palpitante amante de las emociones, y el glamur con la picadura venenosa de una serpiente. Más o menos eso es lo que esconde la música de Turbofuckers, que ahora nos presentan su nuevo EP “Toxic Glam”, tercer trabajo de su carrera, donde retoman este formato tras su debut “New Generation Kamikazes” y haber editado un largo de título “Lady Infierno”.

Ahora presentan 4 cortes que se hacen tremendamente variados y donde los seguidores de la banda enseguida percibirán el aroma macarra, pero con el tacto sedoso que ya nos ofrecieron en sus anteriores obras. Para más seña de identidad nos reciben con “The Hell Is For Fuckers”, donde recuerdan  como en  aquel “Demasiado Cabrones” de BC Bombs que para gente como ellos solo puede quedar el infierno. Y lo hacen con esa característica forma de intrincar algunas partes en inglés en sus textos en castellano. “Amor Tóxico” es un completo tema en su estilo, que define muy bien a la banda y el contenido de este trabajo. Si bien se aprecia en esos dos primeros cortes que la banda ha rebajado la velocidad para imprimir más pegada a los temas, las revoluciones suben en el veloz “Fuego”. Y la obra se cierra con  un “Rompecorazones” que recuerda tremendamente a “Detroit Rock City” de los Kiss.

Guiños a unas influencias que la banda deja notar en sus temas, donde la huella del rock escandinavo de Turbonegro o Backyard Babies, con una pincelada hard rock del otro lado del charco en la onda Mötley Crüe con el rock & roll más básico de los mencionados Kiss y al actitud punk de bandas como Parálisis Permanente o a nivel internacional gente como los cásicos The Clash se aúnan aquí de la manera más natural. Y con cada paso que dan definen mejor un estilo letalmente infeccioso.

ANTONIO REFOYO (antonio@lamiradanegra.es)

INFORMACIÓN ADICIONAL:

Sello: Bad Death Records / Guns Of Brixton Records