CRÍTICA: REGRESIÓN – TERRA IGNIS

 

REGRESIÓN

(Terra Ignis)

8/10

 

 

 

No me cabe duda de que estamos ante una de las mejores banda de heavy metal melódico del todo el Estado y gran parte del extranjero. No, no estoy vendiendo ninguna moto. Regresión es uno de los grupos que por calidad y constancia merecerían estar en lo más alto del estilo más deudor de los clásicos de los 80, pero al que han sabido aportar su propia dosis de personalidad, sin renunciar en absoluto a la pureza del estilo y con una honestidad y humildad habitual precisamente entre los que mejor saben hacer las cosas.

Son cinco discos con este “Terra Ignis”, con una formación muy estable y compacta, que se entiende perfectamente. Jose Ignacio Uria es el motor más potente y seguro en la batería, David Pérez en el bajo es la firmeza definitiva para que estos temas suenen sin fisuras, las guitarras de Pablo González y Toni Sanchez aportan siempre a las canciones magistrales riffs, melodías y grandes solos, mientras que Pedro Guijarro en la voz es un cantante absolutamente espectacular que sin tirar de falsetes va sobradísimo con un registro impecable, elegante y a la vez potente.

Con ellos tenemos aseguradas las buenas canciones, solo que no siempre se pueden hacer trabajos tan redondos como los dos que nos dejaron anteriormente a este “Terra Ignis”.  “Santa Decadencia” y Prisioneros” eran trabajos muy redondos, pero que a mi modo de ver este nuevo disco no sea tan espectacular, no significa que no tenga un puñado de buenas canciones, que; por supuesto, las hay. Y es que no hay quinto malo y en el caso de Regresión podríamos poner el número que queramos. Porque incluso su debut homónimo me parece una maravilla y el segundo “Revolución” también. Me recuerda en parte este “Terra Ignis” en cuanto a resultado precisamente a ese segundo de la banda. Puedo que sin tanta espectacularidad, pero con una solidez incuestionable y sin ningún tema de más. De hecho, puede que se eche en falta algún corte más en este caso en un trabajo de siete canciones y una instrumental que podemos considerar una intro o un pequeño interludio en la obra.

Los catalanes no fallan, algo que sabrás seguro, si es que había dudas, desde la solidez de los riffs de “Gritos En La Oscuridad”, dando entrada a un tema directo de heavy metal, pero con la elegancia y la clase de una banda que todo lo que toca sabe llevarlo a un nivel muy alto. La cosa se pone un poco más macarra con “Puño De Hierro”, un homenaje a Lemmy y sus Motörhead que siguen vivos en cada noche de rock & roll. Y nos han dejado un himno en esta obra que debería sonar a rabiar en todo garito que pinche buena música. “¿Quién Soy Yo? (Sin El Puto Rock & Roll)”. Temazo destinado a ser algo más que una canción. Una vena más oscura sale en “Señores Del Invierno”, enlazando con una melodía de guitarras épica para ambientar a la perfección “La Balada De Trafalgar”.

Siempre nos han dejado buenas melodías y estribillos, y en este caso creo que de lo más redondo en este aspecto es “Volví A Ganar”. Posteriormente encaramos la recta final del disco con una corta pero elaborada intro llamada “Apocalipsis” para dar paso al final definitivo con un completo, cambiante y lleno de detalles “Terra Ignis”, con el cual la banda cierra este nuevo disco.

Un disco de vieja escuela en cuanto a lo que respira una banda siempre deudora de los clásicos, pero en este caso haciendo honor a ellos incluso en cuanto a duración. Tan solo 7 nuevas canciones y una intro que, eso sí, saben a gloria, aunque reconozco que no me dejan tan saciado como sus anteriores dos discos, que pusieron el nivel de la banda en lo más alto del heavy metal de lengua hispana. Si no existieran esas comparaciones solo cabrían alabanzas para una obra de heavy metal excelente, como ya nos tienen acostumbrados, que esperemos les siga haciendo expandir su nombre muchísimo más. Porque se lo merecen como pocos.

ANTONIO REFOYO (antonio@lamiradanegra.es)

INFORMACIÓN ADICIONAL:

Sello: Rock CD Records